Modelo arruina su vida tras una operación para cambiar color de ojos

Publicado el 16 Abr 2018
Comment: Off

image-246164
REDACCION INTERNACIONAL (YAHOO).-La vida de la modelo argentina residente en Miami, Nadinne Bruna, cambió radicalmente en el momento en que pasó por quirófano para someterse a una operación para cambiar el color de sus ojos.

La profesional de la moda quiso variar sus pupilas de marrones a grises, algo que consiguió, aunque su intervención tuvo unos efectos secundarios que podrían ser irreversibles.

Ahora tiene la visión de una persona de 90 años de edad a pesar de que ella tan solo tiene 32 años. A Nadinne le insertaron implantes de silicona en una clínica de Bogotá, Colombia, ya que ese tipo de intervenciones están prohibidas en Estados Unidos.

Vio borroso y sintió dolores durante los meses posteriores a su operación en septiembre de 2016 hasta que le diagnosticaron con glaucoma, algo que afectó a su carrera como modelo. “Fui tan ingenua. Antes de esta cirugía mis ojos estaban completamente sanos. Estaban en buenas condiciones.

Desde entonces, tengo una visión borrosa. Durante casi un año, mis ojos estuvieron rojos y me picaban. Mis pupilas no se pueden adaptar a la luz más, así que ahora soy fotosensible. Esta operación arruinó mi vida. Mis daños en la vista son permanentes y necesito hacerme un transplante de cornea porque también tengo cataratas”, confesó a Daily Mail.

Afirmó que tras la intervención entró en una profunda depresión. Intentó, sin éxito, arreglar el estado de su visión tras acudir a Bogotá en otras dos ocasiones, pero los médicos no lograron mejorar su situación. Finalmente se vio obligada a acudir a especialistas estadounidenses. “Soy una persona muy fuerte, generalmente muy valiente y muy inteligente, pero con esto fui completamente estúpida. Me fie de la persona equivocada. Ahora tengo la visión de una persona de 90 años, pero espero poder tener el glaucoma bajo control”, agregó.

En plena depresión, Nadinne se sometió a otra operación en septiembre de 2017 para extraer los implantes, sin embargo eso no fue suficiente para solucionar la condición de sus ojos y los médicos determinaron que tendrá que lidiar con este problema el resto de su vida.

La modelo argentina perdió un 80 por ciento de su vista en el ojo derecho y un 50 por ciento en el izquierdo. Se gastó 3,000 dólares en el procedimiento realizado en Bogotá, además de un compromiso con la clínica para reportar en sus redes sociales sobre cómo fue la operación.

Nadinne acostumbra a usar su éxito en redes como moneda de cambio para pasar por quirófano con la condición de promocionar a los médicos que se encargaron de las varias cirugías plásticas que acumula. Sus alrededor de 212,000 seguidores de Instagram son testigos de sus aventuras con el bisturí.

Nadinne comenzó a ser muy seguida por los usuarios junto a su hermana gemela, Danna, con la que comparte publicaciones sobre cosméticos, productos de moda y sus trabajos como modelos. Sin embargo, su carrera se ha visto truncada por esta operación.

Sumida en una depresión durante meses, la argentina llegó a una conclusión: “Esta experiencia me ha hecho crecer como persona y darme cuenta que eso es más importante que la superficialidad. Toda mi energía está concentrada en ser mejor que ayer y buscar la mejor versión de mi misma”, argumentó mientras no descarta someterse a más operaciones, simplemente no medí los riesgos y cometí un error al no investigar sobre esta.El mes que viene me volveré a operar para reducir mis senos porque perdí mucho peso durante este año y es algo que necesito hacer”, sentenció Nadinne.

About the Author

Noticias Relacionadas