A los 76ers no hay quien les pare: victoria ante Portland y 5-0

0
15

PORTLAND (NBAMANIACS.com).-Qué inicio de temporada para los 76ers. Si alguien tenía dudas de que el equipo no iba a hacer otra cosa que experimentar un crecimiento con respecto a lo visto el año pasado, quizás ya es el momento de que tome muy en serio a los pupilos de Brett Brown. Esta vez la victoria fue más trabajada y luchada que las anteriores. De hecho, fue casi in extremis. Pero estas también valen, y hasta saben mejor.

Un triple de Furkan Korkmaz cuando solamente quedaban 0,4 segundos para acabar la contienda ante los Blazers puso a los 76ers arriba en el marcador por 128-129. “Ahora mismo no sé cómo sentirme o cómo actuar. Es el tiro más importante de mi carrera”, relataba un emocionado Korkmaz. Y no es para menos. El turco, de 22 años, posibilitó que los suyos no solo sacasen un relevante triunfo en casa de Portland, sino que permite que los de Philadelphia tengan un inmaculado 5-0 en su registro de partidos de esta temporada.

Los aficionados de los 76ers no veían un comienzo así de su equipo desde la temporada 2000-01, cuando también lograron enganchar otro 5-0 para abrir el curso. En esa ocasión elevaron la cifra hasta los 10 triunfos seguidos. El “sueño hecho realidad”, como el mismo Korkmaz lo calificó, se fue fraguando en un partido en el que Philly tuvo las cosas muy en contra. Y más teniendo en cuenta que no contaban con la presencia del sancionado Joel Embiid.

Historia de una remontada

Los Blazers llegaron a ir ganando de 21 en el tercer cuarto, pero los 76ers lograron cerrar la brecha de puntos que estaban sufriendo y pudieron ir limando la ventaja hasta ponerse 103-100. Tras varios intercambios de canastas en uno y otro lado, los 76ers vieron cómo se ponían uno arriba a falta de menos de 10 segundos para terminar. La bola, en posesión de los locales, fue conducida por Damian Lillard. El base asistió a Anfernee Simons, quien anotó un triple desde la esquina que ponía a los Blazers arriba por dos puntos. El público rugía ante una victoria que parecía hecha.

Sin embargo, los 2,2 segundos restantes fueron tiempo más que suficiente para que los 76ers armaran un ataque. Ben Simmons puso la bola en juego, asistió a Korkmaz y este, sin tiempo ni para pensar, se levantó para acribillar a los Blazers en su casa. “En cuanto vi a Furk abierto, que de hecho me sorprendió que estuviera tan desmarcado, confié en él para que hiciera ese último tiro”, relató Simmons. Al Horford terminó con 25 puntos y Tobias Harris sumaría otros 23. Simmons tuvo 18 puntos y 11 rebotes.

En los locales, Lillard fue el que más puntos anotó, yéndose hasta los 33 y 9 asistencias. Rodney Hood, lesionado en su rodilla izquierda en un lance con Harris, acabó con 25 tantos. “Hemos hecho un buen partido. Simplemente lograron regresar al partido y hemos dejado que se nos escapara. La forma en la que hemos perdido apesta”, comentó Lillard.