Congreso peruano respalda a gabinete de Vizcarra y políticas de reforma clave

0
4

LIMA (Reuters) – El Congreso peruano otorgó un voto de confianza al gabinete de ministros y respaldó la política del Gobierno sobre el fortalecimiento institucional y la lucha contra la corrupción, evitando una crisis que habría forzado el cierre del Parlamento.

Con 82 votos a favor, 22 en contra y 14 abstenciones, el Congreso aprobó dar confianza al gabinete del presidente Martín Vizcarra tras una maratónica sesión, en la que legisladores se comprometieron a aprobar una reforma política y judicial en octubre para llevarla a un referendo el 9 de diciembre.

“Aquí no hay vencedores ni vencidos. Hoy solo ha ganado el Perú”, dijo el presidente Vizcarra a través del Twitter.

El primer ministro César Villanueva había sustentado en la mañana ante los legisladores la solicitud de confianza al gabinete y a las reformas, haciendo uso de un mecanismo constitucional que le permite a Vizcarra disolver el Congreso unicameral si no daba luz verde a sus propuestas.

Vizcarra planteó al Congreso cuatro reformas para luchar contra la corrupción: el cambio del sistema de designación de jueces y fiscales, el de la fiscalización de la financiación de partidos políticos, la no reelección de legisladores y la vuelta a un Parlamento bicameral tras casi tres décadas.

El mandatario también propuso que las reformas sean sometidas a una consulta popular en diciembre, para evitar una segunda aprobación que requiere un cambio en la constitución del Congreso. Según la Carta Magna, una reforma política podría avanzar con el visto bueno de una legislatura y un referendo.

Vizcarra, un centrista de 55 años, asumió el cargo en marzo tras la renuncia de Pedro Pablo Kuczynski, quien dimitió en medio de acusaciones de corrupción que ha negado.

Según la Constitución peruana, un presidente puede cerrar el Congreso si el Parlamento destituye a su gabinete dos veces. El actual poder legislativo ya despidió a un gabinete durante el mandato de Kuczynski. Vizcarra, que era su vicepresidente, asumió el poder para completar el mandato hasta el 2021.