Brooklyn gana de nuevo a unos deprimidos Heat

0
10

NUEVA YORK (NBAMANIACS.com).-Dos victorias en los últimos ocho partidos para un total de 6-10. Ese es el complicado balance en el que viven actualmente los Miami Heat –sí, los mismos que el pasado verano disputaron las Finales frente a Los Angeles Lakers–.

Mermados por el protocolo de salud y seguridad de la NBA, así como por lesiones, los de Florida volvieron a jugar anoche ante Brooklyn sin Meyers Leonard, Tyler Herro, Avery Bradley y Jimmy Butler, quien debería estar disponible en el próximo partido una vez superados todos los protocolos establecidos frente al COVID. Los Heat le necesitan, y mucho. Anoche cayeron nuevamente ante los Nets anotando únicamente 85 puntos –hace escasos días fueron 81 contra Toronto–.

Lo cierto es que el partido poco tuvo que ver con el anterior en el que cayeron 128-124 con los neoyorquinos. El Big Three de Brooklyn estuvo tan desacertado como para que entre Kyrie Irving y Kevin Durant firmasen un 4 de 16 en triples. Sin embargo, mostraron una nueva faceta al mostrarse firmes en defensa; todo ello mientras James Harden firmaba un partido tan serio como comedido para hacer 20 puntos y 8 asistencias con un 7 de 10 en tiros de campo.

“Creo que nuestra defensa se mantuvo firme durante todo el partido. Una vez que pudimos convertir algunos tiros en el último cuarto, logramos distanciarnos. Pero nuestra defensa fue la que nos llevó a ganar esta noche con total seguridad”, comenta Durant, quien acabó con 20 puntos y 13 rebotes.

Cortocircuito en Miami

Los Heat tiraron por la borda en cinco minutos el trabajo de tres cuartos y medio. Cuando restaban algo más de seis minutos para concluir el encuentro estaban un solo punto abajo (81-80). Cinco minutos después eran 15 de diferencia (96-80) al no lograr una sola canasta o tiro libre. El buen hacer de Bam Adebayo con 26 puntos, 10 rebotes y 5 asistencias, así como el de Goran Dragic con 21 puntos (6 de 9 en triples), 6 rebotes y 5 asistencias, quedó en nada. Pese a la derrota, Erik Spoelstra se marchó satisfecho. “El talento que tienen ellos es lo que decidió al final. Me encanta la forma en la que compitieron nuestros muchachos”, comenta el head coach de los Heat.

Nash y un Harden comedido

James Harden jugó bien, pero sigue quizás lejos de la exuberancia que mostraba en Houston, donde atacar el aro era casi su status quo durante los partidos. Cuestionado por ello tras el encuentro, Steve Nash cree que La Barba acabará por parecerse al jugador que se veía en los Rockets. “¿Me gustaría que James fuera más agresivo? Sí. ¿Será más agresivo con el tiempo? Creo que sí. Creo que una vez que se sienta más cómodo con sus compañeros de equipo, cuando esté en mejor forma, cuando se adapte a este entorno completamente nuevo, veremos a un James que ataque más la canasta”.