Denver anulará miles de condenas previas a legalización de la marihuana

0
4

Denver (EE.UU.).- La Alcaldía de Denver (EE.UU.) comenzó hoy el proceso de anulación de miles de condenas por delitos menores conectados con marihuana ocurridos antes de que entrara en vigencia la legalización de su venta con fines recreativos en 2014.

Entre 2001 y 2013 se registraron en Denver unos 10.000 casos de personas convictas de ciertos delitos que dejaron de serlo cuando entró en vigor en Colorado la Enmienda 64, que legalizó la marihuana, señaló el alcalde Michael B. Hancock en un comunicado.

Precisó que la anulación de esas condenas es parte “de las continuas gestiones de Denver para promover la inclusión de todas las personas”.

Hancock reiteró que suprimir esos cargos es “corregir una injusticia”, aunque aún se desconoce si la eliminación será por medio de una orden ejecutiva, o si se revisará cada caso para verificar que sea elegible.

Subrayó que la iniciativa beneficiará a “aquellas comunidades que fueron de forma desproporcionada impactadas por la guerra contra las drogas”.

Según un informe de abril pasado de la Universidad de Denver, la legalización de la marihuana en Colorado no modificó esa disparidad y los latinos y afroamericanos siguen siendo arrestados en Denver con mayor frecuencia que los blancos por posesión de marihuana.

Ello, a pesar de que ambas minorías consumen menos marihuana que los blancos.

Sin embargo, Fidel Montoya, exjefe de seguridad pública de Denver en la década de 1990, considera que la medida tendrá un impacto negativo en el sistema de la justicia criminal y recordó que la marihuana sigue siendo ilegal a nivel federal.

“Creo que los votantes de Colorado fueron engañados por grupos fuera de Colorado en las elecciones de noviembre de 2012 para aprobar la legalización de la marihuana”, dijo Montoya a Efe.

Cuestionó que se habló mucho de los ingresos generados por la marihuana, pero poco de su impacto en la salud, en la criminalidad y en el aumento del uso de otras drogas.

La conexión entre la marihuana y otras drogas “más pesadas”, dijo, hace cuestionable esta decisión de Denver y de Boulder, al noroeste de la capital de Colorado, porque posiblemente esas personas también cometieron otros delitos, quizá más graves.

Sin embargo, ni en Denver ni en Boulder (con unas 4.000 convicciones) se considerarán casos de personas que, además de posesión de marihuana, fueron convictas de narcotráfico u otros crímenes.

Dejar respuesta