Doctor José Miguel Gómez advierte peligro y dañino potenciar los influencer en la actividad política

0
29

 

Santo Domingo,- Para el Psiquiatra José Miguel Gómez la irrupción en las actividades políticas de las figuras de las redes sociales conocidos como los influencer es una consecuencia de la posverdad, y calificó el fenómeno como algo peligroso y dañino.

“Esa es la expresión de la posverdad, esa es la expresión típica del neofilísmo social que es consumir lo nuevo, buscar lo nuevo, buscar lo que es visible, y buscar lo que es la posverdad, y eso lo explica muy bien Zygmunt Bauman en su libro la Modernidad Líquida, es decir apostar a lo más visible aunque eso no quiere decir que es lo que tenga identidad propia, un discurso y un compromiso social“,  advirtió el galeno.

El doctor Gómez  dijo que legitimar personas a través de la visibilidad de las redes, y potencializarlos como recursos para hacerlos accesibles en el tema político es peligroso y dañino.

“Eso desmotiva al liderazgo comunitario, al liderazgo que está empoderado con los problemas sociales ,a la responsabilidad social del que se ha comprometido en su comunidad, en su partido, que ha hecho militancia y ha dejado la piel en la visibilidad de los hechos prácticos“, argumentó.

Explicó que traer a un personaje de la posverdad, de la visibilidad de las redes de lo que vende el posmodernismo, del individuo light, sin contenido, sin caloría, sin discurso, sin historia, sin trabajo, solamente porque llegó o porque tiene las habilidades, eso es altamente peligroso.

“Y el Estado Dominicano no puede basarse en eso, y aunque ha dado resultados, y se ha estudiado mucho, y a mi me preocupa grandemente que se siga ese mensaje, porque es el que se está estudiando mucho a través de las redes sociales de lo que se llama el algoritmo político“, explicó.

Sostuvo que ese fue el contenido que trabajaron con el presidente de los Estados Unidos Donald Trump, que le construyeron un perfil a Bolsonaro en Brasil, y que están construyendo político en América Latina a través de la misma estrategia.

El algoritmo que se puntea en las redes sociales dice que en un país quieren un determinado candidato, y se construye un voto, y se hace una fijación en un sistema de creencia que se estimula a votar por dicho personaje.

Acotó que se le dice al candidato el discurso que la gente quiere escuchar, a partir de entrar en las redes sociales de las personas y saber qué quieren escuchar, independientemente de que el aspirantes sea un blof y no sirva para nada.

Insistió en que lo más peligroso. es que ahí se pueden colar personas que se puedan visibilizar y ser atractivos, pero de ahí a que el individuo no tenga la capacidad para resolver los problemas complejos, para tener la responsabilidad y el empoderamiento social, eso es otra cosa.