Medidas de coerción contra Jean Alain y compartes sería este jueves en la tarde

0
43

SANTO DOMINGO.-Sería mañana  jueves a las 3:00 de la tarde cuando el Ministerio Público deposite ante la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente del Distrito Nacional la solicitud de medidas de coerción en contra el exprocurador general de la República, Jean Alain Rodríguez y compartes, implicados en la Operación Medusa.

Se recuerda que el órgano persecutor tiene un plazo de 48 horas para depositar dicha solicitud.

En el caso están implicados Miguel José Moya, Rafael Antonio Mercede Marte, Alfredo Alexander Solano Augusto, Rafael Stefano Canó Sacco, Javier Alejandro Forteza Ibarra, Jonnathan Josel Rodríguez Imbert, Jenny Marte Peña y Altagracia Guillén Calzado.

La Operación Medusa, encabezada por los procuradores adjuntos Yeni Berenice Reynoso y Wilson Camacho, responsables de la Dirección General de Persecución del Ministerio Público y la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca), comenzó con 38 allanamientos simultáneos realizados la noche del lunes en el Distrito Nacional y otras demarcaciones, mientras que los arrestos se realizaron entre lunes y martes.

Los arrestados fueron trasladados a la cárcel preventiva localizada en el cuarto piso del Palacio de Justicia de Ciudad Nueva.

Jean Alain y su grupo son acusados de delitos de asociación de malhechores, estafa contra el Estado, soborno, coalición de funcionarios, falsedad de documentos públicos, robo de identidad, delitos electrónicos y lavado de activos.

Sobre el caso, la procuradora general Miriam Germán Brito presentó su inhibición, la cual deberá ser conocida por el Consejo Superior del Ministerio Público.

“Por este medio hago formal inhibición a conocer cualquier investigación que involucre al señor Jean Alain Rodríguez”, plantea. Agrega que su decisión busca que acciones que tuvo el señor Rodríguez en el pasado respecto a su persona “no den lugar a que se quiera atribuir alguna malquerencia o predisposición” contra el imputado, “razones más que suficientes para sustentar mi inhibición”, manifestó.