Santo Domingo, RD.-El deterioro que muestra la carretera turística Tenares-Gaspar Hernández, en el norte del país, mantiene con gran preocupación a sus comunitarios, debido al peligro que representa transitar por ella.

Las lluvias y la falta de mantenimiento se han convertido en caldo de cultivo para que en cinco o seis de sus tramos se hayan abierto hoyos y formado peligrosos precipicios.

La vía, declarada como turística en el año 1986, registra un alto tránsito diariamente, porque de manera interna comunica varias comunidades con zonas turísticas y recreativas de la parte Norte del país.

La preocupación fue expuesta a reporteros de Listín Diario por el doctor José Aníbal García, del Consejo Regional de Desarrollo (CRD) y José Manuel Vargas, en nombre de los comunitarios.

Pidieron al Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) intervenir la vía antes de que termine de colapsar y que se produzcan pérdidas humanas, ya que muchas personas transitan hasta en horas de la noche, sin saber las condiciones en que se encuentra.

Recordaron que esa vía es el acceso más corto entre la costa norte y el Cibao, por lo que es usada por miles de personas diariamente.

Lamentaron que pese a su importancia esta vía presenta múltiples derrumbes lo que pone en riesgo la vida de sus transeúntes, por lo que piden la rápida intervención de las autoridades de Obras Públicas para evitar pérdidas humanas.