Presidente Navieros asegura crisis cadena suministro con secuela altos costos permanecerá por un año más

0
11

Santo Domingo,- El presidente de la Asociación de Navieros de la República Dominicana advirtió que la crisis que existe en la cadena de suministros se mantendrá, por lo menos, durante un año más.

Teddy Heinsen atribuyó dicha crisis a la parálisis que experimentó el mundo como consecuencia de la pandemia del coronavirus.

Heinsen dijo que como consecuencia de esa situación los volúmenes de cargas llegaron a disminuir hasta en un 20 por ciento, y las navieras salieron de barcos antiguos que tenían y no podían operar, pero de repente, cuando abrió China, comenzaron a exportar, y esas exportaciones subieron por encima a lo que se había proyectado el año anterior, y no hubo capacidad para dar respuesta a esa situación.

Entrevistado por Héctor Herrera Cabral en el programa D´AGENDA que cada domingo se difunde por Telesistema Canal 11 y TV Quisqueya para Estados Unidos, el empresario naviero dijo que todavía no hay capacidad para mover toda la producción que se está generando en China, que está “etaponando” los puertos que no tienen la capacidad de manejar esos volúmenes de cargas, no pueden despachar los contenedores vacíos hacia su destino final, principalmente los de Estados Unidos, y los europeos ya están en una situación parecida.

Agregó que eso está provocando retrasos sustanciales con respecto a los itinerarios de los barcos, lo que baja su capacidad porque no pueden hacer la cantidad de viajes que hacían en situación normal, lo que ha provocado serias dificultades en la cadena logística, ya que hay un 20% más de carga y solo se está supliendo entre un seis o siete por ciento más de cantidad de transporte.

“O sea, todo esto tiene un significado enorme, no solamente en la entrega puntual, si no que los costos de los productos se están incrementando debido a que no hay suficiente en el mercado, no están llegando a tiempo, y no van a poder llegar a tiempo por un buen tiempo más, yo entiendo que esto va a durar posiblemente un año más”, reiteró Heinsen.

Sostuvo que eso se debe a la clase de inversiones que se deben hacer en las terminales para trabajar el volumen que se está experimentando en la actualidad, ya que se necesitan más grúas, muelles, y eso no se hace de la noche a la mañana, porque los dueños de barcos tienen que ordenarlos, y han ordenado ya desde hace un año, pero ese medio de transporte no se construye en ese tiempo.

“A parte de que, cuando muchos navieros van a y quieren ordenar barcos, están llenos ya las empresas constructoras, y tienen que esperar el tiempo para que le den el chance a cada uno para obtener el barco que necesita, y eso va a durar mucho tiempo, todos los astilleros hoy en día están ocupados por los próximos 18 meses”, explicó.

Aclaró que la capacidad de producción que los astilleros pueden hacer no abastece la demanda actual, lo que implica que esa situación se mantendrá por un buen tiempo y no será exclusivo del periodo navideño.

“Estamos viendo en algunos puertos de los Estados Unidos ciertos colapsos, a tal punto que el presidente Joe Biden ha tenido que intervenir para que los puertos trabajen 24 horas, siete días a la semana, se está moviendo una buena cantidad, pero en la costa Oeste de Estados Unidos hay, de un día para otro, 30 barcos esperando, embarcaciones muy grandes, que significan un volumen sustancial, y esperan una o dos semanas para poder entrar al puerto”, lamentó.

Acotó que la cadena de suministro está trabajando, pero no está llevando a cabo sus expectativas y por eso es la crisis, y aunque no va a ver un colapso porque hay un movimiento, y puso como ejemplo que los barcos que no pueden ser manejados en Washington y California donde están los puertos principales, lo están desviando a otros lugares, básicamente a Savannah.