Obligan a uso de mascarillas en reapertura de los servicios religiosos

0
15

SANTO DOMINGO.-Luego de dos meses y medio de que los servicios religiosos hayan sido prohibidos por la pandemia del COVID-19, la mañana de este domingo las misas católicas y cultos evangélicos comenzaron a realizarse bajo estrictas medidas de seguridad.

Las celebraciones religiosas de las iglesias reiniciaron su marcha habitual, pero con la salvedad de que la cantidad de feligreses asistentes debe ser reducido.

En la Iglesia Monte de Dios, de la avenida John F. Kennedy, se implementó un protocolo que comenzaba en el momento exacto en el que los feligreses se adentran al templo.

“Para las personas acceder a la iglesia deben descontaminarse los pies en una alfombra que está en la puerta que contiene amonio cuaternario, la Iglesia se descontaminó completa y en los aires hemos colocado el producto cloro de gas”, explicó Méndez.

Como parte de las medidas, a la iglesia se le ha prohibido la entrada a personas con alguna condición frágil o enfermedades crónicas, la escuela dominical aún no está en funcionamiento y no se aceptan niños, todas las familias se sientan juntas y se mantiene una línea de asientos vacía. La cantidad máxima de personas que pueden ir a los servicios es de 150, de un aproximado de 250 que acoge el templo.