Policía de Haití lejos de solucionar problemas de seguridad

0
7
Puerto Príncipe, 12 jun (Prensa Latina) El presidente de Haití, Jovenel Moïse, admitió hoy que la Policía aún debe responder a las necesidades de seguridad de la población, y pidió a los ciudadanos unirse a la lucha contra la violencia.
En una intervención, a propósito del aniversario 26 de esa institución, el gobernante aseguró que en los últimos cuatro años las autoridades trabajan en la profesionalización del cuerpo cuya misión es proteger y servir.

Esta fuerza nació en 1995, y actualmente la forman unos 16 mil agentes distribuidos en unidades especializadas.

Sin embargo, su gestión recibe críticas desde varios frentes que señalan cómo se deterioró el clima de paz en el país en los últimos años, principalmente en la capital.

Su director, León Charles, reconoció la ineficiencia de la Policía, para combatir las más de 20 bandas armadas que operan con impunidad en Puerto Príncipe, la mayoría establecidas en barrios vulnerables carentes de ley.

El funcionario manifestó que ese cuerpo solo no es capaz de proporcionar soluciones duraderas al fenómeno de la inseguridad, por lo cual es imprescindible la implicación de la sociedad en general.

Por su parte, la Red Nacional en Defensa de los Derechos Humanos criticó el debilitamiento, instrumentalización y politización de esas fuerzas, mientras crecen las pandillas.

Según un informe de la plataforma, el país cuenta con 1,3 agentes por cada mil habitantes, lo que sumado a las luchas internas y la politización, incide en el deterioro de la seguridad nacional.