PRM considera oportuno OEA investigue suspensión de elecciones, como solicitó Abinader

0
18

Santo Domingo,- El presidente del Partido Revolucionario Moderno (PRM), senador José Paliza, consideró oportuna la solicitud para que la Organización de Estados Americanos, OEA, asuma la conducción de las investigaciones hasta el final.

En una declaración suministrada anoche Paliza reiteró la necesidad de que el resultado de la investigación active el sistema de consecuencias, porque dejar sin sanción a los culpables es inaceptable para un país indignado por el trauma electoral.

Recordó que interpretando la necesidad de respuestas de la ciudadanía, el candidato presidencial del PRM exigió a las autoridades dominicanas autorizar a la Organización de Estados Americanos (OEA) y/o a la Fundación Internacional para Sistemas Electorales (IFES) a realizar una investigación independiente para identificar a los verdaderos responsables y explicar las razones de lo acontecido.

“Esta organización política reitera que estará vigilante para evitar que se burle de nuevo la voluntad popular o que se incumpla el compromiso de revelar la verdad sobre el truncado proceso electoral.

“Hoy todos estamos juntos en la lucha por proteger nuestra democracia de la insaciable ambición de un grupo que busca mantener el poder a cualquier costo.

“Luis Abinader y el PRM han estado y estarán al lado de los mejores intereses de la Nación, con el alma y el corazón para cumplir siempre la advertencia que nos dejó el padre fundador de la República Dominicana, Juan Pablo Duarte:

“Mientras no se escarmiente a los traidores como se debe, los buenos y verdaderos dominicanos serán siempre víctimas de sus maquinaciones”.

Expuso que la suspensión de las elecciones municipales del domingo 16 de febrero produjo en la sociedad dominicana gran consternación dado el retroceso democrático vivido.

Saludó Paliza que la preocupación ciudadana por el quiebre institucional movilizó la iniciativa de miles de jóvenes que manifestaron la voluntad de expresar su indignación a través de paradas cívicas frente a la Junta Central Electoral, y en todo el país.

La sociedad reclamaba la realización de una investigación creíble para identificar a los responsables del fracaso de los equipos automatizados y explicar las razones de lo acontecido el día de la votación, explica.

Agrega que la persecución por parte del Ministerio Público y la Policía Nacional de dos ciudadanos, violentando el debido proceso de ley y con un evidente sesgo político, produjo el descrédito de la investigación local. Hoy, en las autoridades reside la integridad física y la seguridad de ambos.

La desconfianza de la ciudadanía en un Ministerio Público y una Policía Nacional sin independencia hizo imposible esperar un esclarecimiento serio de los hechos que frustraron el proceso electoral, concluye.