Ven Danilo está compelido a dar la cara y responder graves imputaciones presidente Abinader

Analistas entienden que el exmandatario no puede alimentar la percepción de que golpea y se defiende a través de terceros

0
53

Santo Domingo,- El expresidente Danilo Medina está compelido a dar la cara y responder las graves imputaciones lanzadas por el presidente Luis Abinader en contra de sus administraciones y del Partido de la Liberación Dominicana que actualmente lidera.

Observadores del acontencer político nacional entienden que no vasta conque un “equipo técnico” que le acompañaron en sus gobiernos de respuestas a las acusaciones de corrupción e impunidad lanzadas por Abinader la noche del pasado jueves.

Esos observadores agregan que el exmandatario no puede alimentar la percepción de que golpea a sus adversarios y se defiende de ellos a través de terceros.

Recuerdan que Medina no solo fue el presidente de las administraciones acusadas por el actual jefe de Estado de malversar los bienes públicos, sino que también es el líder del PLD que fue zarandeado en el citado discurso.

Agregan que hay una percepción de que Danilo golpeó desde el poder a su excompañero Leonel Fernández, a la actual procuradora Mirian Germán Brito y al propio Abinader a través de terceras personas.

Explican que a Fernández lo atacó a través de su alter ego Temistocles Montás, Otros funcionarios y miembros del Comité Político del PLD, y hasta mediante un narcotraficante.

Sostienen esos observadores del acontecer político nacional, que para atacar a la magistrada German Brito Medina utilizó al exprocurador Jean Alain Rodríguez

Aseguran que esa misma percepción se creó en torno a las embestidas contra el presidente Abinader, a quien pretendieron someterlo a la justicia acusado de haber sido el autor del colapso de las elecciones municipales de febrero pasado, hecho por el cual fue imputado su jefe de seguridad.

Recuerdan que cuando la población tomó la Plaza de la Bandera para protestar por el fracaso de esos comicios, Danilo ordenó a su procurador general detener las acusaciones contra el oficial espaldero de Abinader y un técnico de una empresa telefónica, bajo el alegato de que la población no tenía confianza en las autoridades investigativas.

Más tarde el actual presidente fue acusado de tener vínculos con el narcotráfico y otros elementos del crimen organizado.

En ninguno de esos casos estuvo al frente el expresidente Medina Sánchez, pero dirigentes opositores y representantes de otros grupos organizados de la sociedad aseguraban que el entonces mandatario era quien dirigía esas acciones.

Ahora fuera del poder, y ante las graves acusaciones que ha hecho el presidente Abinader, esos observadores políticos dicen que Medina, quien está inhabilitado para volver a ser candidato presidencial, está en la obligación de asumir la defensa de sus gobiernos y el PLD, pues de lo contrario alimentaría la citada percepción de que golpea y se defiende a través de otras personas, y nunca da la cara.

 

 

Dejar respuesta