Santo Domingo -La Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD) reiteró este jueves que se opone al proyecto de ley introducido por el Poder Ejecutivo al Congreso Nacional a los fines de eliminar por seis meses los aranceles aduanales para la importación de 67 subpartidas que compilan bienes altamente consumidos de la canasta básica familiar.

El presidente de la AIRD, Celso Juan Marranzini, justificó su posición bajo el entendido de que la inflación que afecta al país “viene de fuera”, generada por los desbalances en la oferta y demanda que generó el COVID-19, y por la guerra entre Rusia y Ucrania.

“Nos afecta a los consumidores, a los sectores productivos, al Gobierno, a todos. Todos estamos afectados por esta crisis que viene de fuera, sin embargo, trabajando unidos, hemos logrado: primero garantizar el suministro de los bienes, mitigar los efectos inflacionarios, se han mantenido los empleos y recuperado la economía”, detalló al ser cuestionado al respecto previo al diálogo en la actividad “Es hora de REPensar”.

Entiende que una medida como la que propone el Poder Ejecutivo de favorecer la importación, crea incertidumbre en el sector productivo, lo que, a su juicio, afectaría los empleos y todo lo que generan los sectores productivos.

Para Marranzini, los diputados deben tomar en cuenta el rol del campo, industria, agroindustria, la recuperación económica y la garantía del suministro en la crisis.

Circe Almánzar, vicepresidenta ejecutiva de la AIRD, espera que el Gobierno cambie de parecer porque, entiende, que ese proyecto genera una situación de inconformidad con los productores nacionales y pone en riesgo la política comercial del país.

«Cualquier impacto posible positivo, que nosotros no creemos que pueda causar la aprobación de este proyecto de ley, no compensa el efecto negativo que causan los agentes económicos hacia los productores nacionales»

Almánzar hizo un llamado al Poder Ejecutivo, al presidente Luis Abinader y a los legisladores a sopesar la medida.

El proyecto de ley fue enviado el pasado 11 de marzo a la Cámara de Diputados. Con la iniciativa se pretende, por espacio de seis meses, eliminar los aranceles aduanales a tasa 0 % para la importación de 67 subpartidas.