Ciudadanos solo podrán adquirir pruebas rápidas del COVID en farmacias

0
18

SANTO DOMINGO.- Los ciudadanos que quieran adquirir pruebas rápidas del COVID-19 solo podrán obtenerlas en las farmacias, informó la tarde de este jueves el Ministerio de Salud Pública.

La decisión fue adoptada luego de que las autoridades de Salud llegaran a un acuerdo con la Red Nacional de Farmacias.

Al referirse al tema en una rueda de prensa celebrada en el día de hoy, Daniel Rivera dijo que las farmacias deben tener registro sanitario en el Ministerio de Salud Pública y actualmente ya tienen seis pruebas disponibles.

» Tienen que estar registrada en el Ministerio de Salud Pública. Esas pruebas se pueden vender a un bajo costo en farmacias porque hemos visto que hay personas que se han puesto en una esquina a decir que van hacer pruebas y no está autorizado» expresó el ministro Rivera.

En ese sentido, hizo un llamado a que no confíen, reiterando que se habló con la red de farmacias y que las pruebas deben adquirirse dentro de esos establecimientos no en calles ni en parques, al tiempo que indicó que si se sale positivo «inmediatamente» se debe ir a uno de los centros de la red pública donde tanto las de antígenos y PCR son gratuitas.

» Esta prueba casera son como cuando usted toma la muestra de un glucómetro que usted lo hace en su casa, ve como está la glicemia y con ese resultado va y lo verifica en el laboratorio», dijo.

La semana pasada el Ministerio de Salud Pública se mostró a favor de liberar la venta de las pruebas del COVID-19 luego de que hiciera la solicitud a La Unión de Farmacias para que apoyen a la población a adquirir las pruebas del virus en sus establecimientos.

En ese sentido, la entidad puso a disposición del gobierno sus más de 1,200 farmacias, diseminadas en todo el territorio nacional para servir de enlace y garantizar que la gente pueda recibir la prueba de COVID-19 de manera oportuna.

El presidente de la entidad, Raúl Hernández Castaños, había expresado que “Esta es una medida acertada que facilita el acceso a miles de pacientes a la prueba de COVID-19, al tiempo que descongestiona los centros de aplicación de las mismas”.